SANTO DOMINGO. Contra el ocio que provocan la inactividad y las molestias posparto, debido a la operación de cesárea a la que fue sometida para poder dar a luz a su primera criatura, lucha ahora la doble campeona panamericana de levantamiento de pesas Yuderqui Contreras.
La atleta busca recuperar su antigua forma y más aun, su sitial en el equipo dominicano de halterofilia.
Contreras, nativa de San Pedro de Macorís, quien trajo al mundo a Iam, su primer hijo, el 26 de agosto del pasado año, está bastante optimista de poder volver a su antigua forma y optar por su cuarto ciclo olímpico, el cual culminaría haciendo el equipo para los Juegos Olímpicos de Tokio, Japón 2020.
Iam, una bendición
“El nacimiento de mi hijo ha sido una bendición para mí y no será un obstáculo que me detendrá en mi objetivo”, asegura la pesista. De lograrlo, Yuderqui se convertirá en la primera mujer quisqueyana que participa en cuatro olimpíadas (representó al país en Beijing 2008, Londres 2012 y Río 2016).
“Apenas estoy en mi segunda semana de entrenamiento. Quedé con un poco de grasa del embarazo y siento algo de molestias cuando me apoyo la barra en el área donde me operaron, pero eso no me detiene y sigo hacia delante trabajando duro”, dijo Contreras.
Agregó: “Si todo sigue como va mi plan es estar con la selección nacional en los Juegos Centroamericanos de Barranquilla, Panamericanos de Perú y, por qué no, en Tokio 2020”.
Contreras ganó el oro en los 53 kg en los Panamericanos de Río de Janeiro 2007 y Guadalajara 2011. Su actuación cumbre fue en los Centroamericanos y del Caribe de Mayaguez 2010, donde logró para el país tres preseas doradas, que la colocan en la cima de ese deporte.
Inició en atletismo
Yuderqui Contreras era corredora de atletismo cuando tenía 15 años. Su entrenador Fausto Gómez la hizo cambiar de idea y hoy tiene 16 como estelar en el equipo de pesas.

 

0 Comentario

Usted puede ser el primero en dejar un comentario.